10/02/2012 | Canchas del Mundo |

Califican de esclavitud en España al ‘Pacto de Bandoleros’

La nota en la edición digital del Diario Marca.

CANCHAS DEL MUNDO. Madrid, España. El diario español Marca critica con dureza la forma en la que los equipos mexicanos abusan de los derechos de los jugadores y les impiden el libre tránsito laboral a través de lo que llaman el ‘Pacto de Caballeros’, pero que es en realidad un ‘Pacto de Bandoleros’.

Destaca que en México los equipos son dueños de los jugadores aún cuando no tengan contratos vigentes con sus equipos y no les permiten jugar en otro equipo a menos que se pague un costo por la transferencia, lo que no ocurre en ninguna otra liga del mundo.

Según la norma de la FIFA, un jugador tiene obligación de trabajar en determinado equipo mientras tiene contrato, Cuando este se vence, es libre de emigrar al equipo que le convenga, como cualquier otro trabajador. La FIFA establece que el equipo que formó al jugador tiene derecho a cobrar una indemnización por esa formación, pero nada cercano a las cifras estratosféricas con la que los equipos se aseguran de mantener a los jugadores en sus nóminas bajo las condiciones que les dictan, sin posibilidad de réplica.

Marca llama a esta situación una “tragicomedia”

“En México existe una barrera insalvable para el futbolista. Una especie de ‘esclavitud’ de la que, en el mejor de los casos, el jugador puede escapar emigrando de su país natal, siempre y cuando reciba ofertas”, explica Felipe Monforte (@Felipe_Monforte).

El periodista recuerda que ese fue el caso del ex puma Gerardo Torrado, quien emigró a España cuando los Pumas no le ofrecieron un contrato atractivo después de que fue titular de la Selección Mexicana en la Copa América y la Copa Confederaciones de 1999. Pero cuando regresó, Cruz Azul tuvo que pagar a los Pumas.

El periodista narra los casos de Aarón Galindo, quien emigró a Europa dejando al cruz Azul, pero cuando regresó para jugar en las Chivas, este equipo tuvo que pagar a los cementeros. Y aunque no lo sabe Monforte, después el rebaño dejó sin jugar a Galindo gracias al Pacto.

Otra víctima del ‘Pacto de Bandoleros’ fue Antonio De Nigris, quien murió jugando en Grecia en un equipo de medio pelo, porque no podía regresar a México a menos que jugara para el Monterrey, detalle que pasaron por alto los medios predominantes en México, ya que las dos televisoras principales son dueñas de los equipos y forman parte del Pacto.

El artículo concluye con el dato de que en España el ‘Pacto de Caballeros’ se abolió en 1979 porque los jugadores se unieron en una asociación y organizaron una huelga. Pero en México la asociación de futbolistas es un organismo inexistente en la práctica.

Y como punto final, señala que en México también existen dueños de más de un equipo en la misma liga, algo que prohíbe la FIFA, pero que no aplica en México.

 

Deja tu comentario

comentarios