30/04/2013 | Canchas del Mundo |

¿Noche mágica en el Camp Nou?

Barcelona los últimos años se ha caracterizado por ser un equipo dominante, contundente y ganador, motivo por el cual la derrota ante el Bayern Munich, por la ida de las semifinales de la Champions League, resultó escandalosa. La diferencia de 4 goles que tienen a favor los bávaros resulta imposible de remontar para muchos especialistas, aun y cuando en frente se encontrarán con Messi y compañía.

La historia blaugrana en competiciones europeas tiene capítulos dignos de recordar, sobre todo bajo el contexto de la proeza que buscarán realizar este miércoles.

Los octavos de final de la Copa de la UEFA de 1977 – 78 veían a un Barcelona superado por un marcador de 3 a 0 ante el Ipswich Town. Ya para la vuelta teniendo como marco el Camp Nou, el equipo comandado por Cruyff igualó el resultado para de este modo, alargar el partido y finalmente vencer en penaltis.

Un año después, en los 8vos de final de la Recopa Europea, el Anderlech belga llegaba a la casa blaugrana con un 3 – 0 a favor, y tal como si fuera un déjá vu, los locales alcanzaron en el marcador y llevaron el partido hasta la tanda de penales, para ahí imponerse por 4 -1.

Para seguir con la tradición, en la semifinal de la Copa Europea de 1986, Barcelona volvía al Camp Nou con un adverso 3 – 0, en esta ocasión el rival era el Göteborg sueco. Para definirlo, otra vez tuvo que llegar la fática  ronda de penales, y en esta ocasión sí que estuvo de alarido, pues concluyó con un 5 – 4 culé.

Los dieciseisavos de final de la Copa Europea del 93 significaron otra prueba para los catalanes, en la ida el marcador fue de 3 a 1 para el Dinamo de Kiev, ya en la vuelta el Dream Team de Johan Cruyff sufrió para remontar, pero al final se impuso por un tanteador de 4 – 1.

En el 2000 Barcelona se encontró al Chelsea para disputar los cuartos de final de la Champions League, el resultado en Stamford Bridge fue para los locales por 3 a 1, la revancha en casa culé repitió la fórmula, 3 -1 para los anfitriones, por lo cual tuvo que ser necesaria la prórroga, donde los blaugranas inclinaron la balanza a su favor y finiquitaron la serie con un global de 6 a 4.

La última gran remontada blaugrana se dio no hace mucho, cuando en esta misma versión de Champions League el Barcelona se trajo una derrota de 2 por 0 en San Siro, ya en casa, Messi se echó el equipo al hombro y dieron la voltereta al Milán con marcador de 4 -0.

Si bien los culés han tenido grandes regresos en su aventura continental, nunca antes se les ha presentado tan terrible problemón, por lo que este equipo comandado por Lio Messi, tiene ante sí la gran oportunidad de hacer historia, y regalarnos un motivo más para considerarle el mejor equipo de la historia.

Deja tu comentario

comentarios